lunes, abril 24, 2006

Lenguas

Leo ahora una entrada en nodos en la red sobre la guerra de las lenguas. Y de cómo los chinos capuchinos se están preparando para convertirla en lengua universal.

A la gente en general le preocupa muchísimo esto de los idiomas que hablan unos y otros. Y es que es un buen termómetro del poder y la influencia que ejercen las sociedades que hablan las lenguas mayoritarias. Lo curioso del asunto es que nadie en el mundo habla una lengua por obligación.

La gente escoge las lenguas que quiere aprender por razones comerciales en primer lugar, como ahora pasa con el inglés, o por razones culturales, como pasa con el español. De echo lo que ahora pasa con el inglés paso hace 400 años con el Español, y como comenta Mario, pasará dentro de x años con el chino, o con la lengua que tenga la potencia comercialmente dominante.

Es lógico que todos apostemos por el chino, ya que es la nación que más papeletas tiene en convertirse en potencia en el siglo actual. Ya han empezado a dominar bastantes aspectos del comercio internacional. De todos formas no hay que preocuparse mucho de sí una lengua dominará u otras se extinguirán, simplemente es la dinámica normal de los idiomas. Al fin de cuentas las lenguas sirven para comunicarse, y prosperar, y la gente escoge el mejor modo de hacerlo conforme el momento que les toca vivir. Así de simple.

Esto está explicado con brillante brillantez por Juan Ramón Lodares. Os recomiendo especialmente Gente de Cervantes, y el porvenir del español. Se leen en una hora, y además de aprender te ríes.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal